EL LORO CHIVATO 

Una señora se quería comprar un loro. Va a la tienda de mascotas, y el tendero le comenta que sólo tiene un loro, pero que éste había pertenecido a una señora, que tenía un burdel, por lo cual su vocabulario... era altamente insolente.

A la señora no le importó, y dijo que lo educaría para que dijera cosas agradables.
Llega a su casa y destapa la jaula, y el loro comienza a hablar:

"Nueva casa, nueva madame".

La señora suelta una carcajada, y espera ansiosa a que sus hijas lleguen de la escuela.

​"Nueva casa, nueva madame, nuevas prostitutas"

Las hijas no pueden contener la risa y esperan a que su padre llegue para que vea al loro. Llega el papá a la hora de la comida y el loro dice:

"Nueva casa, nueva madame, nuevas prostitutas, pero los mismos clientes... ¡Hola Peeeepe!"

83.33%

votos positivos

Votos totales: 6

Comparte:
Añade tus comentarios