DIOS NO ES TONTO 

Un codicioso estaba hablando con Dios y le pregunta:
- Dios, ¿cuánto es para tí un segundo?.
Y Dios le contesta:
- Mil años.
- ¿Y un centavo?.
- Mil euros.
- Entonces, ¿podrías regalarme un céntimo?.
- Está bien, dame un segundo...

81.29%

votos positivos

Votos totales: 1144

Comparte:
Añade tus comentarios